La Quinta Heeren

Oscar Augusto Heeren, ingeniero alemán construyó en el siglo XIX un conjunto habitacional de estilo europeo que fue considerado uno de los lugares más hermosos y tranquilos de la Lima antigua: la Quinta Heeren. En este lugar con plazuelas, calles estrechas y jardines imponentes adornados con esculturas y jarrones de mármol, se encontraban las embajadas de Japón, Alemania, Francia, Estados Unidos y Bélgica y residencias de un selecto grupo de la alta alcurnia.

Ubicada en la cuadra 12 del Jr. Junín en Barrios Altos, la Quinta Heeren debió ser reflejo de gran opulencia y riqueza de las familias que en ella habitaban. Cuentan por ahí que era lugar de inspiración de los grandes intelectuales de la época.

Actualmente esta zona no es privilegiada de aquellas comodidades de antaño y lo que queda de aquella época son restos de las casonas, la plazuela, alguna que otra fuente y esculturas maltratadas por el tiempo. En el año 1998 un grupo de artistas e intelectuales presentaron un proyecto para rescatar la Quinta, sin embargo parece que no quedó claro el desarrollo de este. Ojalá el municipio de Lima tome conciencia de este espacio tan lindo y con tanta historia para volverlo foco turístico-histórico.

Hay mil historias de fantasmas en este lugar que ha sido utilizado por algunas producciones para la realización de telenovelas. Aquí también aconteció una muerte que conmocionó a Lima, el suicidio del empresario japonés Seiguma Kitsutani. Cuentan que acabó con su vida con el harakiri por problemas económicos.

Si quieres visitar la Quinta Heeren anda temprano entre las 11 y 12 del día, con movilidad para que pueda tener fácil acceso y salida.

Mis recuerdos de Ana

La historia de Ana Frank es bien conocida alrededor del mundo: una niña judía alemana que plasmó en un diario sus vivencias mientras vivió escondida en Holanda junto con su familia, de la persecución nazi durante la Segunda Guerra Mundial. A través de las memorias de Hanneli Goslar, una de las amigas más cercanas a Ana Frank antes de la guerra, se narran los tiempos en los que ellas se conocieron, de cuando abandonaron Alemania, del principio de las leyes antijudíos, de la ocupación nazi, la desaparición de sus amigos y de su repentina separación.

Título: Mi Ricordo Ana Frank
Género: Drama
Clasificaión: Apta para todo el público
País: Italia
Director: Alberto Negri
Duración: 100 min.
Actores: Moni Ovadia, Szurdi Panna, Jaszberenyi Gabor, Meses Gaspar, Kapriellan Alexa

Por estrenar: Baaria, Amor y Pasión

Nominada al Globo de Oro como Mejor Película Extranjera y Nominada al León de Oro en el Festival de Venecia. Baaria es una historia divertida e inteligente de grandes pasiones y apasionados sueños utópicos. es un relato épico que abarca tres generaciones, desde la década de 1930 hasta los tiempos modernos, usando como telón de fondo el surgimiento del fascismo, la Segunda Guerra Mundial y los manejos políticos de la Italia de posguerra.

Género : Romance, Drama, Comedia
País : Francia
Director: Giusepe Tornatore
Actores : Francesco Scianna, Raoul Bova, Enrico Lo Verso, Angela Molina, Monica Belucci
Censura : May. 14 años
Sitio Web: www.bfdistribution.com.pe/baar
Estreno : 01/09/2011

Fuente: cineplanet.com.pe

Les dejamos el trailer,

La Muerte del General Varela

La madrugada del 4 de febrero de 1914 fue trágica para los limeños, pues, mientras las fuerzas golpistas ingresaban a la Casa de Gobierno al ser depuesto el presidente Guillermo Billinghurst, en el Cuartel de Santa Catalina era asesinado el ministro general Enrique Varela. El llorado desenlace ocurrió cuando el general dormía en su habitación.

«Oh, glorioso General
hoy por tí la patria llora,
glorioso Enrique Varela
como tú no hay otro igual…»

Este es un fragmento del vals que la musa popular inspiró ante repudiable hecho que tanto conmovió. Cabe reparar que pese a la gran popularidad de don Guillermo Billinghurst, la musa criolla nada hizo para él. Por la forma de su gobierno le ‘colgaron’ el sobrenombre de ‘pan grande’.

El doctor Jorge Basadre en su ‘Historia de la República’, al hablar de este episodio, apunta que el autor del nombrado vals al general Varela estaba en el anonimato. Había gente que sostenía que el compositor era Nicanor Casas, del barrio de Cocharcas, y otros se lo atribuían a Guillermo Suárez Mandujano del barrio de las 5 Esquinas; pero nosotros nos quedamos con lo expuesto por el doctor Basadre.

«Un día que traicionaron
al gobierno nacional
los soldados se marcharon
a tomar el arsenal;
y dormido divisaron
en su lecho al general,
y dormido lo mataron
sin piedad lo asesinaron
al valiente general…»

En otro fragmento, este vals dice:

«…en camilla lo llevaron
a la casa de su amada
y ella dijo ¡Miserables!
cómo matan a este hombre
que hace falta a la nación».

Esta composición mantuvo alguna vigencia por la simpatía que irradiaba y por la forma tan alevosa como fue asesinado el distinguido militar.

Martes, 7 de Julio de 1992

Por Gonzalo Toledo

Columna “Déjame que te cuente…” (Diario El Comercio)

‘Sacachispas’ La marinera del pueblo

La marinera, danza altamente representativa del Perú, ennoblecida al ser denominada con este nombre, en honor a las glorias del Huáscar, además de ‘La Concheperla’, y otros, tiene en ‘Sacachispas’ de Luis Abelardo Takahashi Núñez, la de mayor aceptación popular, como que fue producto de la alegría, la amistad y el cariño que el gran compositor disfrutaba en sus primeros tiempos de vivencia limeña y que plasmó con esta entrada:

«La jarana va a empezar
a golpe de un buen cajón,
salgan todos a bailar
ajústense el pantalón. (Bis)
Saca cholo chispas del suelo así,
agitando el blanco pañuelo, no…»

Alguna vez el autor de Ferreñafe dijo: «Era 1955 cuando en Lima, la patrona de mi tierra, Santa Lucía, hizo el milagro y yo hice mi ‘Sacachispas’, marinera que bailaba como nadie el doctor José Estévez y que todo el pueblo peruano empezó a llevar en su corazón».

«Marinera de mi tierra
como tú no hay otra igual,
en costa, montaña y sierra
es lo más tradicional…»

Esta hermosa marinera que nos hace llegar hasta el delirio, cuando en sus finales cantamos;

«Saca cholo chispas del suelo así,
agitando el blanco pañuelo, no.
Marinera de mi tierra
que se baila hasta el cielo…»

En nuestros días, ‘Sacachispas’ se ha enseñoreado notablemente, y es tema obligado en los desbordes de alegría popular, festivales y concursos, a los acordes de las bandas de músicos, de las orquestas o de conjuntos.

Cuando ‘Los Mochicas’ y el Conjunto Fiesta Criolla de Oscar Avilés divulgaban ‘Sacachispas’, ya se vislumbraba la gran penetración de tan peruana marinera en el gusto público. Luis Abelardo no se imaginaba que su inspirado tema alcanzaría el lugar de gloria que hoy ocupa en el concierto de la canción popular del Perú. ‘Sacachispas’ se ha convertido en la marinera del pueblo.

Martes, 5 de Setiembre de 1995

Por Gonzalo Toledo

Columna “Déjame que te cuente…” (Diario El Comercio)

Alma, corazón y vida… nada más

Nuestro cancionero popular tiene obras de tanta hondura que han sido incorporadas a una muy considerable lista de temas perennes, inolvidables, ya sea por su música, por su título, por el mensaje de sus versos o por alguna frase que hay en ellos, como es el caso del título de esta columna que está inspirada en un párrafo del inmortal vals ‘La Flor de la Canela’ de Chabuca Granda: “Déjame que te cuente…”

Estando a lo dicho siempre se ha de recordar ‘Todos Vuelven’, ‘El Provinciano’, ‘El Plebeyo’, ‘El Espejo de mi Vida’, ‘Hermelinda’, ‘Porfiria’, ‘Alejandro Villanueva’, ‘Idolo’, por decir algunos de los muchos que hay, que en algún momento los abordaremos para hablar cómo nacieron, porqué los escribieron. Hoy lo haremos con ‘Alma, Corazón y Vida’ de Adrián Flores Alván, natural de Sullana, que en su región sirvió en el 23 de Infantería hasta alcanzar el grado de Sargento.

Fue en marzo de 1949 que prendado de una linda quinceañera de la localidad de ‘Casitas’, comprensión de la provincia tumbesina de Contralmirante Villar, de nombre Eva, donde tuvo esta feliz inspiración, que entre otras cosas dice:

“Porque no tengo fortuna,
estas tres cosas te ofrezco,
alma, corazón y vida
y nada más…”

Adrián no fue afortunado en lograr su sueño, cuando Eva se casó con un próspero comerciante de la zona y ante tal evidencia, decidió marcharse a Lima radicando en la criolla calle Barbones de los Barrios Altos. Recuperado del impacto sentimental, se propuso estrenar el vals y lo hizo con la juvenil cancionista Teresita Bergamino en 1952. Luego lo incluyeron en su repertorio Los Embajadores Criollos, Los Morochucos, Roberto Tello, Luis Alberto del Paraná y ‘Alma, Corazón y Vida’ alcanza insospechada difusión y por ende la preferencia pública.

La repercusión internacional no se hizo esperar, porque de inmediato lo grabaron ‘Los Panchos’, el Trío ‘Marabá’ de Brasil y muchos otros astros internacionales. También estuvo en las voces de Libertad Lamarque, Raphael, Arturo Gatica, Argentino Ledesma y últimamente, en las muy acogidas voces de Dyango y Paloma San Basilio.

El título de este vals ‘Alma, Corazón y Vida’ que, en realidad, es un canto al gran amor no alcanzado, se ha convertido en casi una sentencia. En la expresión espontánea de la gente, en discursos políticos y en muchas otras actividades, siempre se cita ‘Alma, Corazón y Vida’. Para prueba citemos que, en una oportunidad, durante la campaña para el asiento edil de Lima, el Dr. Luis Bedoya Reyes dijo que para alcanzar los logros de la empresa que significaba ser alcalde de Lima, había que poner “alma, corazón y vida”.

Cuando la Selección Nacional de Fútbol se clasificó en Buenos Aires, para el Mundial de México, Teófilo Cubillas declaró: “Vamos a México porque estamos jugando con alma, corazón y vida”. Cuando en 1973, en el Hipódromo de Palermo, en el Clásico Internacional de Velocidad la yegua peruana ‘Flor de Loto’ le disputaba la punta al caballo argentino ‘Supremo’, Augusto Ferrando en los tramos finales dijo: “Vamos, viejita linda, no te pares, la carrera es tuya, ponle alma, corazón y vida”. Y ganó el ejemplar peruano. En una misiva, no hace mucho tiempo, un lector nuestro le decía a las chicas del vóley que fueron a las Olimpiadas: “Uds. Tienen todo a su favor, de manera especial lo que siempre han demostrado: Alma, corazón y vida”.

Ahora, pensando en la realidad que vive el Perú, el deseo de todos los peruanos no es otro que esperar que los hombres que asuman la responsabilidad dirigencial de esta tierra que amamos tanto, por su recuperación, trabajen con Alma, Corazón y Vida.

Martes, 19 de diciembre de 1989

Por Gonzalo Toledo

Columna “Déjame que te cuente…” (Diario El Comercio)